Camping Zamora

BUSCAR Y RESERVAR
;
Camping Zamora
Camping Zamora Camping Zamora

Zamora es una de esas ciudades que puedes visitar en cualquier época del año, porque siempre sabe preservar su encanto. A pesar de ser una pequeña ciudad, no por ello le faltan bonitos rincones y diferentes rutas para hacer tanto turismo en Zamora como en las zonas rurales de alrededor. 

Alójate en alguno de los campings en Zamora y descubre la ciudad 

Zamora es un tesoro por descubrir para muchos españoles (y extranjeros, que prefieren visitar nuestras principales ciudades). Lo que la gente se pude imaginar perfectamente es de Zamora como una pequeña ciudad sin nada interesante que visitar. Resulta que, entre terreno y terreno, podrás encontrar pequeñas joyas llamadas campings, entre los muchos campings en Castilla y León.

Los campings en Zamora te sorprenderán para bien. Sus establecimientos están pensados para que pases tus mejores vacaciones, te relajes y desconectes del trabajo o de aquello que te genere estrés durante todo el año. Muchos de los campings en Zamora ofrecen el servicio de animaciones para niños, para que puedas pasar tus vacaciones en familia sin mayor problema; animaciones para todos los públicos, para crear un magnífico ambiente y que todos pasen un rato agradable.

Como en Ibericamp sabemos que tu perro es un miembro más de la familia y cuando significa para ti, en Zamora encontrarás campings en los que permitan su acceso y así no se tenga que quedar solo o con algún familiar. Aquí, la familia entera y unida.

Para que no te tengas que desplazar ni comerte la cabeza, muchos de los campings en Zamora cuentan con su propio restaurante y comercios.

Camping Zamora Imagen de Juan Carlos Macho Renedo en Pixabay

En Zamora hay bastante lugares a visitar, algunos muy interesantes y con bastante historia detrás. De hecho, lo que muchos no saben es que Zamora es llamada «la ciudad del románico», ya que en la ciudad se encuentra el mayor número de concentración de iglesias y edificios mejor conservados de Estilo Románico de toda Europa. Y nosotros vamos a contarte todo lo que sabemos sobre ellos. 

Empecemos la ruta desde la Plaza de la Marina, considerada más o menos el centro de la ciudad. Cerca de esta plaza se encuentra la Calle Santa Clara, una ancha calle peatonal repleta de comercias que conecta el centro de la ciudad con el caso histórico. En esta calle ya te podrás topar con la primera de las muchas iglesias de la ciudad. Al final de esta calle podrás ver el Palacio de los Momos, actual Palacio de Justicia. Este edificio es del siglo XV y resalta su gran puerta ornamentada con escudos y detalles florales. 

La Plaza Mayor de Zamora es algo característica. Cuando llegas a ella, te encontrarás con una iglesia en el centro de la plaza. Esta es la Iglesia de San Juan, con una estatua del Merlú a su vera. Detrás de la Iglesia de San Juan, bajando por la calle de La Reina se encuentra la Puerta y Palacio de Doña Urraca. Al otro lado de la puerta podrás observar un trozo de la muralla de la ciudad y lo bien conservada que está. De hecho, este trozo de muralla pertenece a la primera que se construyó en Zamora en el siglo XI. 

Una de las calles más típicas de la ciudad es la calle Balborraz, una calle con bastante inclinación y edificios coloridos muy característicos, con bares y tiendas en los bajos. Desde el siglo X, esta calle ha sido una calle de artesanos, por lo que no te extrañe encontrarte con tantas tiendas artesanales. Recuerdo que si decides bajar la calle para admirar los edificios, luego en algún momento tendrás que subira (guiño, guiño). 

Además de iglesias, Zamora también tiene su propia catedral, pero no es una catedral cualquiera ya que su tamaño es mucho menor que una tradicional, al igual que su cúpula. Pero, aún así, merece la pena visitarla por dentro. A la derecha de la catedral se encuentran unos grandes jardines rodeando el castillo. Este castillo es del siglo XI y, dada su localización, fue un publo bastante importante durante muchos siglos. 

Los alrededores de Zamora también son dignos de visitar, como el Lago de Sanabria, uno de los lugares más turísticos de la provincia y el lago de origen glaciar más grande de la península. Debido al origen de sus aguas, pocos valientes se atreven a bañarse, pero no solo se puede hacer eso aquí. Puedes visitar el lago en barco, o sino hacer senderismo por algunas de sus rutas.  A poca distancia del lago se encuentra Puebla de Sanabria, uno de los pueblos más bonitos de España.

Camping Zamora Camping Zamora

Zamora no es solo una pequeña ciudad, capital de la provincia homónima. Su casco antiguo tiene la calificación de conjunto histórico-artístico desde 1973. Y por su gran número de iglesias, se ha solicitado también el título de Patrimonio Europeo. Pero aquí no termina todo, ya que Zamora fue la primera ciudad del mundo con cobertura global WiFi. 

Clima

El clima de Zamora es mediterráneo continental, con inviertos bastante fríos y veranos calurosos. Al ser la ciudad con menos altitud de toda la Comunidad, las temperaturas son más altas que en el resto de la comunidad.

Cómo llegar

- En avión: Zamora no tiene aeropuerto. Las ciudades más cercanas con aeropuerto son Valladolid (107km) y Salamanca (90km). El aeropuerto de Madrid (a 3 horas) suple la carencia de destinos de las dos primeras ciudades.

- En tren: la estación de trenes de Zamora recibe cada día trayectos directos de Madrid, A Coruña, Pontevedra, Santiago de Compostela, Ourense, Vigo, Ávila y Segovia entre otras ciudades. 

- En coche: Zamora se encuentra a 146 kilómetros de León, a 259 kilómetros de Madrid y a 268 kilómetros de Cáceres.